El mundo interior de los niños

florece y se vende a la imaginación,

contando cada uno

con un don único,

que traspasará

lo inimaginable al ojo humano.

Creando así una conexión

única con la magia

que potenciará eternamente

sus súper poderes.

Música:

Leonor encontró el violín de su abuelo abandonado

en el viejo altillo de su casa de campo.

Solo tenía seis años ese verano,

cuando entre cajas y amigos invisibles,

escuchó una breve melodía que venía desde el mismo cielo,

la cual la atrapó, catapultándola hacía la magia musical.

Pero,  a medida que fue conociendo al violín,

Leonor descubrió su secreto…

era un guardián de recuerdos.

Entre sus cuerdas se ocultaban miles de historias de  tiempos pasados

convertidas en sonetos entre los dedos de Leonor.

Y ella pudo conocer a su abuelo a través de la música,

y él le contaba a través de los sueños como se enamoró de ésta

A medida que pasaban los años,

el instrumento comenzó a impregnarse de la esencia de Leonor,

creando una entrañable amistad que duraría lo imposible,

gracias a la compenetración entre ambos,

pues Leonor pensaba miles de armonías ,

mientras la madera viviente

hacía que las cuerdas y el arco se entrelazaran,

complaciendo todos sus anhelos.

Poder de la astrología.

Hace mucho tiempo, Mar acampó con su familia en el bosque;

no era la primera vez, pero, esa noche, a diferencia de las otras,

Mar tuvo un sueño.

Soñó con miles de estrellas unidas en el cielo,

que cuando se abrazaban,

creaban las constelaciones más brillantes del firmamento.

A partir de ese instante,  Mar se sumergió en el mundo

incomparable de la astrología;

y cada noche, escapaba al balcón, donde mantenía horas de conversa

con libra y escorpio;

mientras géminis intentaba pillar a piscis,

pero éste escapaba saltando de Luna en Luna;

al mismo tiempo que tauro y sagitario se enamoraban,

acuario y capricornio bailaban a su alrededor.

Todo era perfecto,

los doce signos fueron maestros de una Mar aprendiz,

que descubrió múltiples hechizos y un súper poder

cósmico,

la astrología.

La joven Mar decidió que con su súper poder,

llenaría de magia espacial un mundo triste y gris,

para demostrarles a todos los adultos,

que las estrella también saben bailar.

SP del amor:

“Recuérdalo, el amor es aquello que nos une a todos”,

era la frase que Pepo escuchaba cada día antes de irse al colegio.

Estaba recitada por la voz

de sus padres,

justo antes de que Pepo

desapareciera volando con sus alas

incrustadas en sus pies.

El súper poder que avivaba en su interior,

era el más puro de todos,

aquel capaz de hacer funcionar el mundo

y cambiarlo,

el amor.

Una palabra de cuatro letras que para Pepo,

representaba uno de los secretos de la humanidad,

y por supuesto,

la  causa de una evolución imbatible a su parecer.

Pero siendo,  sobre todo,

aquello que mantenía unidas a las personas.

Por ello,

aquel último día,

Pepo detuvo su vuelo,

fascinado por la belleza de dos gatos enamorándose bajo un amanecer,

despidiéndose de la que había sido la noche guardiana,

para dar paso al día interminable

y agonizante para los mininos.

Así que Pepo decidió usar su ángel

para hechizar a los enamorados,

y sumirlos en una noche omnisciente,

que les haría buscarse y encontrarse en los tejados,

durante sus siete vidas.

Hermanos:

Ellos formaban un gran equipo,

los cuatro habían estado siempre juntos,

sobre todo, desde el  abandono de sus padres en aquella extraña mansión a las afueras del pequeño pueblo.

Lucas, el hermano mayor,  estuvo fascinado con su casa de acogida

desde el primer día que puso un pie en ella,

le hechizó recorrer todos sus pasadizos ocultos y las galerías abandonadas por el tiempo,

hasta que, poco a poco, fue conociendo su súper poder, el de la imaginación.

Lucas utilizó ese don para crear miles de historias que hicieron sumir

a sus tres hermanos en un mundo lleno de magia y fantasía.

El creador de historias se convirtió en un viajero del tiempo,

llevándoles a sus hermanos los elementos mitológicos

más efímeros de una dimensión paralela, a la que podía acceder

gracias a la llave que guardaba un dragón en su corazón.

El segundo hermano, Luis,

destacaba por la valentía que azotaba su más profundo ser.

Desde el primer paseo que dio por su nuevo hogar,

le fue otorgado su súper poder de una manera simplemente única,

pues el viento, en su efímero baile, le creó una espada inigualable,

la cual le ayudaría a combatir los males futuros y adentrarse en aventuras

nunca imaginadas a los ojos de realidad.

Pero , el reto más importante para Luis,

era el dragón que aparecía mágicamente todas las noches en su habitación,

el cual se enredaba en sus sueños,

y con el que jugaba cada noche a las batallas marcadas por el azar del destino.

Lo que Luis no sospechaba, es que mientras él disputaba sus aventuras,

había una sombra en el umbral de su puerta,

el hermano pequeño, Lope, invocaba su súper poder oculto,

el cual se trataba de la protección,

creando un aura invisible alrededor de su hermano,

que lo protegería eternamente,

impidiendo que Luis saliera herido de sus batallas.

Además, Lope creó dentro de Lucas una cuerda invisible,

que uniría sus almas hasta el fin de sus días,

para así impedir que él se perdiera en la inmensidad del espacio y del tiempo.

La última pieza del ajedrez familiar la jugaba Sergio,

el observador indiscutible,

el acaparador de historias,

que con sus grandes ojos llenos  de chispas,

captaba las vivencias de sus hermanos

en un libro sagrado,

que escribiría con su mágico don y súper poder,

el de la caligrafía,

provocando,

que todas las experiencias,

fueran guardadas en el hipotálamo de cada uno de ellos.

Curiosidadad:

Agatha creció entre libros de arte e historia,  y mapas astronómicos estelares.

Siempre,

antes de irse a la cama,

ponía los mapas sobre su cama,

justo al lado del libro de Picasso,

y se preguntaba el porqué de todo aquello.

No entendía como había sido posible la creación de todo su alrededor,

y se propuso descubrirlo.

Agatha comenzó a interesarse en la naturaleza y en sus pequeños habitantes,

creando su propio mundo personal en el jardín,

donde sus más fieles amigos eran

las hormigas, los bichos bola y sobre todo, las abejas.

Con las abejas jugaba a las exploradoras,

adentrándose en cuevas repletas de amatistas

y piedras preciosas.

Esas piedras la convirtieron en única,

mientras sus nuevas amigas,

en su revoloteo,

le susurraban que ella cambiaría el mundo.

Así que,

con su innata curiosidad por bandera,

Agatha decidió que utilizaría su súper poder,

para hacerle justicia a nuestro hogar.

Le prometió a la Tierra que conseguiría

detener su muerte lenta,

para así homenajear a sus viejas amigas aladas,

aquellas que mediante zumbidos,

le inculcaron la semilla del cambio.

Súper poder artista fallero:

El arte y el amor por una fiesta incomparable,

unió a nuestros dos protagonistas,

a David y Davinia,

en un intercambio creativo de ideas y momentos,

protagonizando el súper poder

con más solera de las tierras valencianas,

el de los artistas falleros.

Falla tras falla,

creación tras creación,

con lápiz y lija en mano,

trabajaban poniendo a prueba los límites de su súper poder,

apareciendo en cada monumento creado por sus manos,

la esencia, la originalidad y el corazón de ambos,

dándole una  efímera vida a lo material.

Creando risas en las sonrisas pintadas a lápiz,

y haciendo brillar a los protagonistas de sus obras

de un modo tan inefable,

que perduraría siempre en las retinas de sus espectadores.

Haciéndolos únicos en su brutal despedida,

buscando su máximo esplendor entre la magia del fuego,

mientras las llamas en su baile,

devoran un final ya escrito.

Próximamente

superpoders-peud-dela-creu